Casos Clínicos

Mi foto
Sevilla, Huelva, El Rompido, Andaluz.
Licenciado en Medicina y Cirugía. Frustrado Alquimista. Problable Metafísico. El que mejor canta los fandangos muy malamente del mudo. Ronco a compás de Martinete.

Camping Catapúm. Historia.



Copio textualmente email recibido por el Sr. Carlos Novo: 

Estimado Amigo:
Ahí le va una pequeña historia de mi familia, espero le guste y le afirmo que ha sido hecho con todo mi respeto. Gracias a usted por haberme hecho recordar gratos momentos de nuestras vidas y desde ya le digo que estaré siguiendo su blog, porque me parecen sus temas muy interesantes y cuando uno esta fuera de su Tierra, esto sirve de cordón umbilical con ella.
Y esta es el archivo-carta adjunto al email
Estimado Dr. Celso Pareja Obregon :
Que sorpresa mas grata recibí el otro día, cuando mi hermano mayor que vive en Canadá, me envió a través de Internet unos blogs que encontró abiertos por Usted sobre diferentes temas de interés, pero le llamo la atención uno que decia "Camping Catapum". Consecuentemente me escribió y me dijo, Brother abre estos blogs escritos por un Doctor Sevillano y lee el que dice Camping Catapum, te van a gustar mucho y vas a ver como te trasladas en el tiempo con este blog.



Cuando lo hice, su lectura me hizo regresar a mis años de adolescencia en 1967, un joven de 14 años lleno de ilusiones, que recién había terminado su bachillerato, y que amaba a su familia y admiraba a su padre, al que veía como un ejemplo a seguir, visualizando ser como el un día no muy lejano al alcanzar su mayoría de edad, ser un empresario luchador y visionario, del que estuviera orgulloso, y que cuando ganara dinero suficiente, compraría una caravana como las que llegaban al Camping conducidas por franceses, alemanes y algún que otro español con dinerito, para que pudieran vivir siempre conmigo y así poderlos llevar pegados a mi coche toda la vida. Mi adorado padre murió años después, y ese sueño se logro a medias, logre ser un empresario prospero y visionario, pero nunca pude comprar la caravana,  para que vivieran pegados a mi toda la vida, reconozco que ese sera siempre un reto pendiente en mi vida que nunca logre alcanzar, pena que llevare siempre en mi corazón. 


Pues bien, creo que como para Usted este Camping guarda un lugar muy especial en su vida, ya que igual que a mi, le trae grandes recuerdos de sus años mozos y posteriormente haber sido el primer lugar donde ejerció medicina ambulatoria, con las anécdotas que eso conllevo, desde curar picaduras hasta atender muertes por infarto, le voy a contar una pequeña historia, que quizás Usted no sepa, para que pueda añadirla en su blog: "Camping Catapum" .



Con este pequeño relato, quiero hacerle honor a quien honor merece, mi querido y amado padre, un gallego Orensano, emigrante en Andalucía y que se llamaba Urbano Novo Fernandez, quien eligió esa Tierra y especialmente Sevilla, para realizar sus proyectos empresariales con los escasos recursos que siempre tuvo, pero que dio todo lo que tuvo por enseñarnos a amarla y luchar por ella, como si hubiéramos sido hijos de la misma Tierra, a pesar de haber nacido, unos hermanos en Galicia y su servidor en Palencia donde el ombligo pero el corazón en Andalucia.

Dicho lo anterior, quiero contarle que Urbano Novo Fdez, fue el visionario que durante los  años 1965-1966, descubrió por azares del destino y durante una acampada familiar, el enclave de lo que por muchos años se llamo Catapúm y como buen gallego cabezón,  empezó a visualizar en el tiempo, un modelo de negocio nuevo y único en la zona, un Camping, que empezaban a proliferar en la Costa Brava y Costa del Sol en esos años. 







Corrían años del Gobierno del Franco y como paisano del Caudillo, se empecino en ir a Madrid a presentar este proyecto este proyecto al Gobierno y como para el no había nada imposible y pensando el fuerte impacto que podría tener este concepto en la Zona tan necesitada de atracciones turísticas y para conseguir los permisos que tendrían que dar de explotación el Icona de aquel entonces y el Ayuntamiento de Cartaya, por ser áreas protegidas, ni corto ni perezoso, se monto en el Expreso de Medianoche como yo le llamaba a ese tren, que salía de la Estación de Plaza de Armas en Sevilla a las 11PM, con una maleta llena de ilusiones  y un proyecto llamado "Camping Sol y Pinos",  presentandose sin cita previa, en la oficina de su tan admirado paisano y por aquel entonces, Ministro de Información y Turismo, Don Manuel Fraga Iribarne, a quien ni conocía pero seguía sus pasos muy de cerca por admiración política, a pesar de que mi padre, peleo en ambos lados durante la Guerra Civil y era más bien rojillo. El Sr. Manuel Fraga y el Sr. Pio Cabanillas lo recibieron y les enseño el modelo de negocio que el había soñado para la Zona, como una explotación turística que traería riqueza a un pequeño poblado pesquero como era El Rompido (Cartaya). No me pregunten como, pero ambos le compraron la idea y a  finales de 1966 consiguió los permisos tan anhelados de explotación temporal por unos cuantos años, no muchos sino mal recuerdo.

Toda la familia Novo Rubio, Padre, Madre y Espíritu Santo, se remangaron las camisas y se pusieron mano a la obra, para que con los escasos recursos que el pobre gallego tenia, pudiésemos abrir la siguiente temporada de verano o sea el verano del año 1967. En este proyecto que tantas ilusiones le había puesto toda la Familia, trabajamos todos, chicos y grandes,  hombro con hombro, desde trazar los caminos, construir el sistema de aguas negras, crear las tuberías de de agua potable, a pesar que no había agua y había que traerla a diario en camión todos los días desde Cartaya, sistema eléctrico, construir lo que fue el primer Restaurante tipo Self Service de la Zona, donde se hacían las mejores paellas y empanadas gallegas del Mundo hechas en horno de leña, una discoteca super original al aire libre, con un vallado de cañas y troncos de madera como mesas, diseñada por mi hermano mayor Urbano, donde sonaban los éxitos del verano: Black is Black de Los Bravos, Lola de Los Brincos, Ruby Tuesday de los Rolling Stones, Release Me de Engelbert Humperdinck, Four Tops, Orquesta de Paul Muriat, Beatles, The Turtles, Bee Gees y tantos mas,  y el mirador mas rustico y romántico del Mundo que estaba casi en la entrada del Camping, al borde de un pequeño precipicio y que daba a la carretera de Punta a El Rompido, con una vista insuperable hacia la Ria del Piedras y la lengua de El Rompido… ¡ Uffff que recuerdos...!






En este Camping Sol y Pinos, los hijos de Don Urbano como le llamaban, jugamos, trabajamos, soñamos y hasta nos enamoramos. Gracias a este Camping, mi hermano mayor Urbano, conoció y salvo de ahogarse en la Ria del Piedras a su hoy esposa, Rosa y están felizmente casados en Canadá después de 45 años de matrimonio, y yo me colge de una francesita quinceañera, que venia en una caravana como la que yo soñaba y que cada vez que la veía por la mañana, sentía unas mariposillas en mi estomago que no se podía aguantar... ¡ Ufffff que recuerdos... !


Esto va para mi amado Padre allá donde te encuentres,  se que siempre has estado y estarás velando por nosotros, pero me vas a perdonar ya que no podía dejar pasar por alto esta oportunidad que me brindo el blog del Doctor Pareja Obregón, para honrar tu nombre y hacer saber al Mundo Mundial, quien fue ese gallego visionario llamado, URBANO NOVO FERNANDEZ, paisano de Ilustres Españoles como: Don Francisco Franco, Don Manuel Fraga, Don Mariano Rajoy, Don Amancio Ortega y muchos mas...  
Un fuerte saludo y abrazo desde Guatemala, Cuna del Mundo Maya y País de la Eterna Primavera. 

P.D. Estas son las 2 únicas fotos e impresiones que mi hermano pudo guardar de aquella época, ya que por desgracia no habían ni Iphones ni Blackberries, jajaja. Pero quería evidenciar todo el relato que te hice, para que vieras que fue real, no un sueño de una noche de verano.

Carlos Novo
Vicepresidente
Centroamérica & Panama
BEARCOM S.A.
Guatemala

--------------------------------------------------------------------------------------------------
Nota del editor, es decir de Celso Pareja-Obregón López-Pazo:

Este es el documento completo que me manda el Sr. Carlos Novo y yo lo copio y publico textuamente. Como autor del Blog explico que estoy completamente al margen de los comementarios personales y políticos expresados por este amable colaborador al que aprovecho para darle las gracias por tan interesantes documentos, recuerdos personales y fotografía.



Carta al Rey de España.


Majestad Juan Carlos I Rey de España:

Espero que al recibo de esta se encuentre bien de salud y recuperandose con rapidez de sus achaques osteo-articulares que entiendo merman su actividad física. Deseo que se restablezca pronto y le deseo muchos años de feliz y atlética calidad de vida.

El motivo de mi carta –además de lo anterior- es expresarle mi solidaridad con sus problemas domésticos y profesionales, que al parecer se han imbricado de mala manera, lo cual no es nunca fácil de solucionar pues lo que es bueno para casa no es bueno para el trabajo y viceversa.

Porque mire usted Señor, yo, aunque no me considero ni mucho menos monárquico, si le estoy a usted agradecido por los muchos años que lleva trabajando y ejerciendo su profesión de Rey en exclusiva para todos los españoles sin excepción, sea cual sea el partido político que nos haya gobernado y dando la cara en los momentos mas difíciles, incluso en momentos críticos cuando peligraba la democracia y por supuesto su puesto de trabajo y usted se expuso al exilio con toda su familia, si nó a algo mas grave…

Me imagino que tuvo una dura infancia. Separado de sus padres a los diez u once años y enviado  a una España dictatorial entonces gobernado por Franco (un militar vencedor de un golpe de estado que originó una guerra “civil”), para estudiar bachillerato, sin amigos, tan solo con su hermano Alfonso, interno en varios colegios... Supongo que las visitas a su hogar portugués en “Villa Giralda” serían frecuentes y balsámicas para un chaval de tan corta edad.

Dicen que esos primeros años de vida curten el carácter para el resto de la vida. Permítame decirle a usted que creo que esa educación espartana y sacrificada le vino estupendamente pues ese ha sido el ejemplo que nos ha dado durante muchos años de su vida: sacrificio y entrega desmedida a sus obligaciones.

He de confesarle que mis primeros recuerdos de usted son con más edad, cuando empezamos a verlo en los Nodos y en las revistas. Yo no tenía muy claro que pintaba usted en todo aquel batiburrillo de personal del “Movimiento”. Entonces nos contaban que era un Príncipe -después se añadió lo de “heredero”- que lo mismo aparecía vestido de soldado de Infantería o de la Armada, que estudiando en la Universidad rodeado de compañeros, después pilotando un avión a reacción o regateando a vela en alguna Olimpiada. Pero la imagen que conservo de aquellos años es la de un joven un poco triste, melancólico, como si tuviera siempre una dura lucha interior y un conflicto serio por resolver.

Yo si conocía la existencia de su padre, y sabía que vivía en Estoril, donde mi padre fue en ocasiones a visitarlo acompañando al Conde de Teba coincidiendo con las tiradas de Pichón anuales que allá acontecían. Las fotos que conservo así lo atestiguan y estaré encantado de mandarle una copia de estas si así usted lo desea.

                                   Don Juan, el Conde de Teba y mi padre.

                                                 Don Juan, otros señores que no reconozco y mi padre a la izquierda.

Usted sabía que su padre fue siempre el legítimo heredero a la Corona de España y que Franco lo utilizó a usted en contra de los derechos de su padre. Pero como no soy monárquico no entiendo casi nada de esas leyes y derechos. Solo se que su padre se portó como un Rey cuando renunció y abdicó otorgándole a usted el titulo de Juan Carlos I de España. Es decir, fue gracias a su padre, el Rey Juan, que aceptó que usted Juan Carlos fuera Rey de todos los españoles, no Franco.

Lo demás ya viene en todas las hemerotecas. Fue usted un timonel experto y firme siempre en el rumbo adecuado, a veces de ceñida apretada con la mar de proa, que nos llevó hasta la democracia consolidada que gozamos actualmente.

Pero, como le decía, siento sincera preocupación por sus problemas domésticos y familiares y me gustaría expresarle mi opinión la respecto.

Parece que sus hijas no han tenido tino en la elección de sus cónyuges. Eso nos puede pasar al mas común de los mortales, por supuesto, pero ¡joe! ¡Que malamente han elegido los padres de sus hijos estas dos chiquillas…!

Su mayor, Elena, que nunca debió de dejar a su novio sevillano, se casó con un pasmarote mas preocupado por los paramecios de los pantalones y por los foulard de colores que por dejar en buen lugar a su esposa, a sus hijas y a su familia política. Un bobo con balcones a la calle que dejó mal recuerdo en la sociedad.

Cristina, que está de actualidad en estos días por los afanes crematísticos de su marido el deportista, esta dando ejemplo de fortaleza y entereza ante la adversidad. Digna hija de sus padres. Pero vaya tela del telón el papelón del Iñaqui. Esta claro que no basta con tener cara de bueno. El pelo de la dehesa en su mayor significado y un retrato de la sociedad española actual. Peor ejemplo no se puede dejar.

Y su hijo Felipe, el heredero, con el que estuvimos a punto de emparentar (Su familia y la mía) cuando fue novio de Isabel Sartotius, de la cual daba la impresión de estar muy enamorado, y dicen las leyendas urbanas que fue obligado a terminar aquella relación porque se le obligaba a casarse con una “monarquica”… Así cogió el muchacho el rebote que cogió y se llevó dando bandazos de flor en flor unos cuantos años, lo lógico. Al final terminó casándose con quien le dio la real gana –nunca mejor dicho- poniéndose por montera a la Monarquía entera.

Yo no era monárquico cuando nací, ni me hice monárquico cuando estudié historia de España, ni siquiera cuando usted llegó a proclamarse Rey de todos los españoles. No soy ni seré monárquico porque creo que todas las personas somos iguales, con los mismos derechos, obligaciones y oportunidades. No creo en la sucesión monárquica por tanto.

Pero menos creo en los ineptos que pretenden manchar su honra y su fama atribuyendole descrédito por ser amigo leal de sus amigos, galante con sus amistades femeninas, navegante como su padre o cazador en sus ratos libres. El que este libre de esos pecados que tire la primera piedra. Y no seré yo, no…

Lo que si creo Señor Juan Carlos de Borbón es en su total honradez y en su lealtad y amor a este país llamado España. Creo igualmente y admiro al otro 50% de la Monarquía española, Doña Sofía de Grecia. Les deseo a los dos salud suficiente para que reinen con lucidez y Reinen como Reyes sin abdicar ni renunciar durante muchos años más hasta el final de sus días.

Y lo expreso abiertamente porque de bien nacidos es ser agradecidos.

Que Dios guarde a Ustedes muchos años.


Audífono


Mi hermana Lourdes escribe:



Juan José Millás, me llega como siempre, cada vez que lo leo me ayuda. No se si eso es ser buen escritor, ser hábil con la sicología y la palabra, con la belleza y las emociones o todo a la vez. 
Este artículo es sencillísimo pero muy elocuente y muy bien escrito, el título en sí ya es un relato con inicio, trama principio y final, que es como decía Gabriel García Márquez deben escribirse los artículos periodísticos y las novelas, "en el título o como mucho en el primer párrafo debe estar todo el contenido, el sentido de lo escrito". Ahí lo tenéis:

CUANDO FUISTE MÍA LLEVABAS UN AUDÍFONO.-

En el sofá, a media tarde, leyendo una poesía a la que no presto atención, ocupada como está mi cabeza en problemas de orden doméstico. Lo que se entiende, en fin, por una lectura mecánica, que consiste en avanzar a ciegas por la página del libro mientras te concentras realmente en otro asunto. Mañana sin falta, por ejemplo, hemos de llamar al servicio técnico del aire acondicionado porque el calor se ha echado encima de un día para otro y no hay manera de trabajar en la buhardilla. También hemos de llevar el coche a la ITV, aunque quizá convenga pasarse antes por el taller, para que lo pongan a punto y evitar viajes inútiles. La vida cotidiana está llena de ansiedades pequeñas que juegan a retirarse y a volver, como las olas; a vece suben, como la marea, y significa que tienes que ir al dentista, al entierro de un amigo o a renovar el carné de conducir.

 Parece mentira que le quede a uno tiempo para leer, incluso aunque haya aprendido a hacerlo sin enterarse, como yo ahora mismo, que devoro un poema al que no presto atención alguna hasta que tropiezo con el siguiente verso: "Cuando fuiste mía, llevabas un audífono". ¿He leído bien? Cuando fuiste mía, llevabas un audífono. De súbito, todas las alarmas de mi intelecto saltan y me concentro en el poema, como el bombero que abandona el crucigrama al escuchar la sirena. "Cuando fuiste mía, llevabas un audífono". Esto es muy serio, muy espectacular, muy genial, muy desasosegante. He aquí una de esas sorpresas que te obligan a dejarlo todo para regresar al comienzo del texto y releerlo con la atención del que se pone a escuchar una canción que hasta el momento se había limitado a oír. El poema, muy bueno, se titula Algunas cartas extrañas y es de Anne Sexton, cuyas obras completas acaba de publicar Ediciones Linteo. 

Cuando fuiste mía, llevabas un audífono. 

Joder.



Juan José Millás.-

Feria 2013

La Feria de Sevilla es mundialmente famosa, es preciosa, pintoresca, única, especial, un pórtico de belleza inigualable de la mujer andaluza, un desfile de luz y color, de música y baile popular, de simpatía, de amabilidad, de calor humano, de generosidad, de manifestaciones ancestrales de trato ganadero, de señorío (teórico)... estamos de acuerdo, pero...

Lo que voy a escribir no es politicamente ni socialmente correcto.

Lo sé y a eso me expongo. Pero después de darle vueltas y mas vueltas durante varios días... creo que no debo engañarme a mi mismo.

Dice un gran amigo, cantante y caballista, que la feria de Sevilla es una fiesta absurda... y yo no tengo mas remedio que estar de acuerdo con el al cien por ciento. Me importan un bledo y parte del otro esas cifras "oficiales" que dirán que en la feria se han creado tantos y cuentos puestos de trabajo y se han producido tantos y cuantas visitas y etc, etc. Mentira podrida. 

Mi visión de la feria de Sevilla a 14 de abril de 2013 es la siguiente:

Estamos haciendo un paripé. Yo el primero. La Feria de Sevilla es muy cara y no nos la regalan. Cada día que dejamos de ir al trabajo cada uno de nosotros por ir a la feria es dinero dejado de ganar o no cobrado. Si eso se multiplica por los pocos sevillanos que actualmente tienen capacidad de producir un jornal, pues echen las cuentas. Dejamos de producir muchos miles de euros.

Además ir a la feria sale muy caro. A todos. Mucho mas a los que tenemos una caseta privada con vales o tickets para abonar las consumiciones en el ambigú corralero, pues no he visto unos sucedáneos de bares y restaurantes mas caros y peor servidos en mi vida, con unas condiciones de hostelería que no estarían permitidas en ninguna otra parte ni época del año. 

Por cojones tenemos que invitar a un montón de conocidos o "visitantes" que no vemos el resto del año y que parece que estos días salen de debajo del albero... y a todos les gusta de repente mucho el jamón y las gambas... Tener una caseta se convierte para muchos en un verdadero infierno... al segundo o tercer día se dan cuenta de la ruina que se les viene encima y se amargan y arrepienten por ser tan "desprendidos"... Yo he padecido en mis carnes esa "maldición", hasta que me borré de la caseta traidora que me sacaba los cuartos año tras año como una querida antigua...

Los que no gozan del "privilegio" de las casetas privadas deben consumir en los puestos y quioscos callejeros o en las poquísimas casetas de uso público: peor calidad y mayor precio. No hablemos si se trata de una familia con varios churumbeles que pidan chucherías y luego un paseito en los cacharritos de la Calle del Infierno... un pastón, amigos mios.

Y no quiero echar números de lo que valen los trajes de gitana, los trajes de corto de los caballistas, los caballos y los enganches con sus lacayos, que no todos son heredados -ustedes me entienden- si no mas bien "adoptados" y que salvo excepciones, suponen un desembolso monetario con varios ceros detrás del euro inicial... dinero malgastado... la mayoría de las veces...

Y no quiero entrar en otras costumbres adquiridas desde hace años y absurdas igualmente, reminiscencia de otros lugares y otros ámbitos arcanos, cuando en la parte de atrás de las casetas se organizaba un "flamenco" con dos guitarras y quien quisiera y supiera cantar y bailar... Ahora se ha impuesto eso mismo pero organizado en plan espectáculo y por narices a tal o cual hora... con los altavoces y a todo volumen a ser posible... Yo creo que son costumbres algo pasadas de moda socialmente, pero que cada palo aguante su vela (su dinero quiero decir...)

Paralizar una ciudad una semana entera, con la que esta cayendo, para irse a pasear, bailar, cantar, trasegar vinos y dejar de producir y además gastarse un pastón es muy difícil de entender... Un día o un fin de semana no esta nada mal, pero toda una semana me parece un autentica frivolidad. 

Porque digan ustedes lo que digan, en esta semana de Feria en Sevilla no trabaja ni el apuntador...


Carta a los políticos


Señores políticos y gobernantes en general:

El motivo de esta carta es hacerle llegar mi disgusto y el de muchos familiares, amigos y conocidos que estamos muy desilusionados con el resultado y el mal hacer en el desempeño de sus funciones. Creo que, en general, no están cumpliendo con las expectativas que los ciudadanos hemos depositado en todos ustedes, mas bien diría yo, estamos cada vez convencidos de que ustedes no han sido nunca sinceros con nosotros y su actitud denota una falta de transparencia y veracidad que nos tiene verdaderamente preocupados.

El núcleo de ciudadanos al que represento, si bien no es estadísticamente representativo en número si se puede considerar importante como muestra de la clase media y trabajadora española, pues hablo en nombre de hombres y mujeres de edades comprendidas entre los dieciséis y los ochenta y tantos años (mi madre), de diversas profesiones y ocupaciones como estudiantes, becarios, licenciados y diplomados universitarios con y sin empleo, abogados, arquitectos, ingenieros, enfermeros, médicos, asistentes sociales, comerciales, empleados de banca, auxiliares administrativos, funcionarios, interinos, empleados domésticos, profesionales libres de todo tipo, autónomos (como yo mismo), empresarios de éxito y arruinados, industriales de varios ramos, emigrantes a otros países, cetreros, jornaleros, agropecuarios, diteros, jubilados… hasta en nombre de un amigo concejal de un ayuntamiento y de una amiga traductora que cose para la calle, les escribo esta carta.

Y todos estamos –repito- francamente disgustados con ustedes señores de la política y los gobiernos. Creemos que no son ustedes de fiar. Estamos convencidos que su verdadero interés no es servir a los ciudadanos, sino –antes al contrario- que ustedes se sirven de la política para vivir años y años del dinero de los contribuyentes y de la seguridad económica que da pertenecer a cualquier partido político que tenga acceso a una mínima parcela de poder, es decir, de dinero.

Seguro que cuando se afiliaron al partido de sus siglas preferidas no estaban ustedes seguros de que se podría vivir tan comodamente y con tanta solvencia económica como lo hacen una vez habiendo medrado y afianzado en los cargos de relumbrón. Porque la gran mayoría de ustedes, señores de la política,  no han trabajado lo que se dice trabajar jamás de los jamases. Muchos de ustedes que ostentan cargos de responsabilidad ni siquiera han pasado por la Universidad, y si lo han hecho no han finalizado sus estudios. Los que si teneis carreras universitarias para lo único que os ha servido ha sido para ascender efervescentemente dentro del escalafón del partido político, nunca para ejercerla como nosotros, los demás mortales que debemos estudiar especialidades y oposiciones y nunca terminamos de formarnos para conseguir un sueldo tres o cuatro veces menor que lo que ganan ustedes los políticos tan solo por sentarse en un despacho y decir que sí en las votaciones de sus partidos.

Y los ciudadanos estamos muy cabreados cuando asistimos perplejos a sus discursos de pacotilla llenos de mentiras y frases huecas y vacías que repiten una y otra vez con desfachatez, siempre asegurandonos que vamos a salir de la crisis, que estamos en el buen camino, que aguantemos el tirón, etc, etc, mientras asistimos impertérritos y vemos los miles de millones de euros que se reparten todos ustedes en comandita, ya sea disfrazandolo de sobresueldos y bonificaciones, dietas, etc, o por la misma cara en sobres abultados, o inventandose “ayudas” para las mas diversas y estrafalarias causas, que no son ni mas ni menos que un paripé para embolsarse cifras astronómicas de dineros que a cualquiera de nosotros solo nos pueden llegar vía bonoloto. Pero ustedes señores de la política se llevan el dinero a manos llenas y por la cara. Aunque lo disfracen de lo que ustedes quieran, eso es robar.

Y no solo robáis los que estáis en la cúpula del partido tal o cual, del ayuntamiento o de la diputación o del parlamento o del senado o de eurogrupo, etc… en política hay dinero para todos, todos trincáis mas o menos y todos gozáis de unos privilegios especiales como pagas extraordinarias (nunca mejor dicho) ayudas de todo tipo, colocación inmediata en cualquier puesto de trabajo que si no hay en el partido o en el ayuntamiento de turno o donde sea, se inventa y a otra cosa mariposa, aunque el puesto inventado no sirva absolutamente para nada, como tantos y tantos “observatorios” y “asesorías” que sabemos que ustedes gustan de crear. El único objeto que tienen es pagar a afiliados políticos por no hacer nada de nada. Eso es vergonzoso señores.

Y además de todo lo anterior, encima, tenemos que veros las caras todos los días en la tele y en los periódicos diciendo las mayores mentiras jamás contadas con esas caras de papafritas que se les pone a ustedes cuando hablan, porque ustedes ya solo saben perorar sin sentido y no dicen ni una solo idea sensata y con utilidad para los ciudadanos. Solo se afanan con interés en ocultar la verdad y mentir descaradamente, tan solo se preocupan en insultar y recriminar a los de los otros grupos o partidos políticos culpandoles de lo que sucede ahora, antes y después. Es una autentica tortura para nosotros tener que verles todos los días mintiendo por activa y por pasiva, ya sea el presidente del gobierno, el “lider” de la oposición (que después de arruinarnos ahora nos quiere enseñar a salir de la ruina), cualquiera de los inútiles ministros de lo que sea, los miles de cargos de responsabilidad que no dicen absolutamente nada mas que mentiras y mas mentiras…

Y los que sucede es que los culpables son ustedes, todos ustedes, todos y cada uno de ustedes que están en los diferentes partidos políticos de cada una de las autonomías, del gobierno central, de la oposición de los ayuntamiento y diputaciones, todos ustedes son los culpables de lo que esta sucediendo  en España. Culpables y responsables. Pero desgraciadamente como la Justicia en este pais parace estar ciega, muda y sorda ustedes seguirán aprovechandose de los incautos ciudadanos que como bobos vamos cada cuatro años a las urnas a darles a patente de corso para que ustedes sigan robandonos a manos llenas, enriqueciendose descaradamente, arruinando a España y cargandose el futuro y la ilusión de millones de españoles de buena fe.

Son ustedes unos manipuladores y falsarios. Son unos indecentes e inmorales. Si tuvieran un ápice de dignidad… ¡que tontería iba a decir…!

Tarde de toros

Gracias a la amabilidad de un buen amigo taurino acudo convidado esta tarde  a la Plaza de Toros de Sevilla a ver la corrida del domingo de Resurrección, fecha siempre elegida por La Maestranza para conformar el mejor cartel de la temporada. 

Yo ya le tengo perdida la afición a "ir a los toros", pero esta invitación tan generosa y la alegría que se ha llevado mi mujer -gran aficionada- me han hecho volver a sentarme, hoy en el tendido 10 fila 13 números 68 y 69.

Esta tarde se anunciaba una corrida de toros de Garcigrande/Domingo Hernandez que como casi todo lo que se lidia en esta plaza es encaste de Domecq, en este caso puro Juan Pedro. Morante de la Puebla, El Juli y Manzanares. A priori un cartelazo. ¿Me volvería la afición después de esta tarde de toros?

La tarde esta gris y fría y se presiente humedad en el ambiente y lluvia de un momento a otro. Me envuelvo en mi gabardina protectora y a bordo de mi moto puedo aparcar con facilidad cerca de la plaza.

Los accesos a esta bonita plaza taurina están diseñados por un demente que seguro que en su niñez tuvo trastornos graves de ubicación temporo-espacial. Puertas estrechas, pasillos angostos, escaleras trampas, muy poca información visual y ausencia de acomodadores hacen que acceder desde la calle a los asientos se convierta en toda una aventura no exenta de emociones fuertes: empujones, codazos, rocetones varios, pisotones, groserias, etc etc... si además todo esto sucede bajo un torrencial aguacero que hace imposible no mojarse y que los paraguas se conviertan en armas muy peligrosas en manos de lunáticos estrafalarios con los que tuve airadas discusiones en varios idiomas, el  inicio de mi tarde taurina no pudo ser mas negativo: antes de llegar ya estaba deseando irme, ya echaba de menos mi pijama y mis zapatillas calentitas, mi sillón mullido y mis periódicos... y todavía quedaban al menos tres horas mal contadas... ¡Dios mío, que esto acabe pronto por favor...! 

Cuando conseguimos sentarnos en nuestras estrechisimas localidades ya estaba empapado, tiritando de frío, cabreado y con cuatro euros menos que me soplaron por dos cachos de gomaespuma forrados con una telita a listas que le llamaban "almohadillas"... eran mas bien esponjas.

No solo no tenía buena visión del ruedo por la nube de paraguas -algunos como sombrillas de playas- que me rodeaban sino que ademas varios de ellos desaguaban directamente en mi espalda, provocándome sensaciones nada placenteras, lo que aumentaba mi rabia e indignación con todo el público que me rodeaba y el cual no me permitía moverme ni un centímetro de mi forzada postura (muy antinatural por cierto) productora de algias vertebrales muy molestas.

Varios minutos mas tarde de la hora señalada para el inicio y en vista de que amainaba el temporal, comienza el espectáculo. Suena la música y se abre la puerta de cuadrillas. División de opiniones: unos aplauden que se celebre la corrida y otros silban y pitan reclamando -creo yo- que se suspenda y que les devuelvan el parné de las entradas... yo estaba con estos últimos...

La crónica de la corrida la tienen ustedes mil veces mejor contada de lo que yo puedo hacerlo en los diferentes periódicos, revistas etc. Yo quiero explicarles cuales fueron mis sensaciones durante la lidia de los 6 toros 6.

El público de esta plaza sabe muchísimo de toros y eso se nota en cada fase de la lidia. Yo recuerdo que cuando acudía a otras plazas de toros fuera de Sevilla, plazas de primera como Madrid o Cordoba y plazas importantes como Málaga, Huelva, Jerez o El Puerto, siempre me ufanaba de que como en mi plaza no se ven ni entienden los toros. Recuerdo lo tremendamente grosero y maleducado que me pareció siempre el público que acude a la plaza de Las Ventas, por ejemplo. Hoy he vuelto a tener esa sensación placentera de que el público de La Maestranza es único e irrepetible. Por supuesto que detrás de mis asientos estaba el típico gracioso de siempre que no para de hablar y decir chorradas y opinar sin saber y meter la pata y gritar a destiempo, etc, etc, pero la mayoría eran aficionados cabales jóvenes y viejos, españoles y extranjeros que no perdían puntada con lo que allá abajo sucedía y sus actitudes han sido ejemplares y correctísimas.

He vuelto a admirarme de la sabiduría global de estos aficionados. De ese silencio que solo se escucha en esta bendita plaza, ese silencio de respeto y observación de la liturgia taurina, silencio de educación ancestral, de saber estar sin molestar cuando un hombre/torero necesita poner toda su atención en el animal/toro para medir sus fuerzas sin distracciones. Es un verdadero placer ser participe mudo de ese sonido del silencio sevillano. 

Y cuando se arranca el toro y se planta el torero y surge la magia, entonces de ese silencio enorme brota un quejío por alegrias, un ole o un olé - que son distintos- pero que surge a compás del fondo de todas las gargantas secas de emoción, y ese ole se eleva como si surgiera del albero y se queda unos segundos sobrevolando en el aire hasta disiparse con otros oles ya mas alegres y festivos, ya mas confiados y menos tensos... ¡la alegría por las cosas bien hechas!

He vuelto a ver destellos gitanos de Rafael de Paula en un Morante de la Puebla que es distinto a lo convencional y por eso -como pasaba con Curro y con Paula- arrastraba multitudes que los endiosaban o los defenestraban dependiendo de la cara de la moneda. Hoy ha salido cruz para sus partidarios.

Y he vuelto a disfrutar al ver torear en serio, como un tío con dos cojones llamado Julian Lopez "El Juli" sale a torear en Sevilla, jugandose la vida sin trampa ni cartón, a portagayola, entre los pitones de un toro mas grande que él, y fajarse una y otra vez para dar toda una lección de honradez torera y de sabiduría sin adornos ni florituras. Este chaval me impresiona desde que lo vi hace muchos años de becerrista en la Hacienda El Vizir y luego de novillero famoso hasta ser lo que es hoy día: el número uno indiscutible de los toreros. Yo si fuera él no toreaba más, ojala se retire y se dedique a disfrutar de su familia y de sus dineros ganados tan honradamente. Ojalá, repito, me escuche y me haga caso. 

Y pienso esto en voz alta cuando me he acojonado al ver a un banderillero de su cuadrilla, "El Niño de Leganes" entre los finos pitones de La Parca, tan solo por un resbalón o un descuido... Gracias a Dios está fuera de peligro, pero lleva dos cornadas gordas.

Y el fenómeno Manzanares, ídolo de masas, que lleva una trayectoria fantástica y se esta preparando para ser un grandísimo torero, y que se esfuerza por agradar a todos sus numerosísimos partidarios con grandes gestas, en mi humilde opinión creo que esta empezando a ser torero de ley, pero que le quedan muchas tardes aún de formación y de aprendizaje, de formarse como torero y también crecer al paso lógico de su edad biológica, sin adelantarse. Seguro que este año al finalizar seguirá por arriba del escalafón ese de las corridas y las orejas. Pero espero que hoy haya sabido ver un espejo donde mirarse. 

Me voy de La Maestranza embriagado de una luz especial que amarilleaba todavía mas el albero mojado mientras los chavales de las escuelas taurinas sacaban a "El Juli" a hombros por la Puerta del Principe...

Cuando llegué a mi moto la verdad es que me di cuenta que la tarde se me había pasado volando... o toreando...